Consejos esenciales para cuidar nuestro suelo pélvico

Sentirse bien es muy importante para poder disfrutar con salud y buen humor la vida ajetreada que llevamos. A veces olvidamos cuidar nuestro suelo pélvico, aquí tenéis unos consejos básicos para fortalecerlo.

Con el ritmo de vida que llevamos, olvidamos cuidarnos y nuestro suelo pélvico es fundamental, porque de su buen estado depende la sexualidad, la micción y la defecación. Tenemos la tendencia a hacer todo deprisa y priorizamos la atención a nuestros hijos, el trabajo… sin embargo nuestro bienestar físico y psíquico depende de algo tan sencillo como mantener hábitos de vida saludables, y esto también es válido para a cuidar nuestro suelo pélvico.

  • Evita retener la vejiga llena por mucho tiempo (orina aproximadamente 6 veces al día).
  • Cuando vayas a orinar o a hacer deposición deja que la vejiga o el recto se vacíen solos, no fuerces o empujes con los abdominales, tómate tu tiempo.
  • Bebe 2 litros de agua al día.
  • Realiza una adecuada higiene genital y cuida la flora natural de la zona.
  • Cuida el sobrepeso y el estreñimiento con una dieta equilibrada rica en fibra, presente en frutas y verduras, sin olvidar el ejercicio físico.
  • Conoce tu suelo pélvico y fortalécelo en los momentos de tu vida que lo pueden dañar, como en el embarazo, el postparto o en la menopausia.

Fuente centradaenti.es