septiembre 06

Etiquetas

Ghosting, la moda para cortar con tu pareja

El ghosting es una técnica cada vez más utilizada para romper relaciones de una forma rápida y sencilla

ghosting

Una de nuestras pasiones es estar al tanto de las últimas tendencias y de cómo el mundo de las relaciones evoluciona con el paso de los años. Esto nos ha llevado a fijarnos en la última moda para cortar con nuestra pareja, denominada “ghosting”. Si le buscamos una traducción al castellano, sería algo así como “hacer el fantasma”. De aplicarlo a prácticas más habituales en nuestro país, vendría a ser el equivalente a “me voy a comprar tabaco”.

La forma en la que se desarrolla el ghosting es simple: tienes que cortar con tu pareja sin venir a cuento y sin mediar palabra. Si quieres practicar el ghosting es porque no ves ningún tipo de solución a la relación y porque lo que deseas es cortar por lo sano lo antes posible. Para ello lo que debes hacer es aprovechar un momento en el que tu pareja no esté en casa, hacer la maleta y marcharte. Quizá no es muy elegante, pero es parte de la filosofía del ghosting, que también te permite evitar conflictos, discusiones acaloradas o situaciones en las que tu pareja intente convencerte por todos los medios posibles para que te quedes.

Dicen que este tipo de ruptura encuentra sus orígenes en la década de los años 90, cuando se estrenó la película Ghost y sus protagonistas vivieron un romance. Pero su utilización, aunque el término se acunara en los 90, viene de mucho tiempo atrás.

La realidad es que es posible que incluso tú en alguna ocasión hayas practicado el ghosting. En los tiempos que corren buscamos relaciones que nos llenen, pero también salimos de ellas con la misma rapidez que las iniciamos. Dicen los expertos en relaciones que estamos en la era del seguir adelante sin mirar atrás. De cambiar el rumbo de la vida sin venir a cuento, sin planificarlo, sin meditarlo lo suficiente y sin saber qué haremos a continuación. Es una forma distinta a la de tiempos atrás en cuanto a la ruptura de relaciones.

En algunos casos la ruptura está justificada, como cuando actrices de Hollywood (o actores) se divorcian de sus maridos debido a que estos les han sido infieles (ocurre tantas veces que ya hasta aburre oírlo). En otras ocasiones las rupturas no vienen a cuento y simplemente ocurren. Quizás por aburrimiento o por escuchar la influencia de otra persona. El ghosting es la técnica más demandada en este tipo de rupturas. ¿Tú ya lo has utilizado?

Fuente centromujer.es