Tips para prolongar tu relación sexual­

En algunas ocasiones, la relación sexual es tan satisfactoria, que deseamos prolongarla al máximo. Mediante unas prácticas muy sencillas, algunas inspiradas en tradiciones tántricas adaptadas a Occidente, es posible lograrlo.

450286252_d69dcff31f

La más sencilla de estas es utilizar la propia respiración para retardar o inhibir la eyaculación. Cuando la punta del glande o todo el pene se halla en el interior de la vagina  y experimentas la sensación que indica que estas a punto de alcanzar el clímax, basta con que inspires profunda y muy lentamente y luego exhales, lentamente, el aire por la nariz. Al mismo tiempo, ejerce una leve presión de los dientes sobre la punta dela lengua, para que toda la energía erótica localizada en el pene se traslade a otro punto del cuerpo, esto permite que la erección del miembro permanezca firme de forma más prolongada y con ello logras retrasar el orgasmo.

Otra opción, la puedes realizar sobre la zona exterior que se corresponde con la próstata. Esta consiste en presionar el área que se encuentra equidistante entre el ano y la parte superior de la bolsa que contiene los testículos, la presión inhibe de una manera drástica la emisión de semen y fluidos seminales. Esto puede realizarlo el hombre directamente o pedir la ayuda de ella, incorporándola y logrado una especie de placer erótico que los involucra a ambos.

Estas mismas prácticas también resultan cuando un hombre no puede o no sabe controlar su eyaculación, lo que generalmente ocurre en individuos muy ansiosos que siempre viven la relación sexual como si fuera su primera experiencia, están afectados por un stress agudo o tienen algún problema emocional.

En todos los casos, la mujer juega un importante papel, pues debe tener una actitud activa para que el controle la eyaculación y prolongar el placer erótico de ambos, ya que ella, mejor que nadie sabe reconocer los signos inequívocos que le indican que el está a punto de alcanzar el clímax. Algunas veces, por la agitación o la repentina aceleración de los movimientos del pene en el interior de la vagina, otras porque tense o doble sus piernas, así como por diversos indicios que aprende a identificar, a medida que va conociendo más cómo reacciona el pene de su amante.

Tanto si él se lo dice, o ella se da cuenta que el está a punto de llegar al orgasmo, lo único que debe hacer ella es quedarse quieta, distendiendo la vagina, sin estimular o apretar el falo y luego de una pausa retomaran muy lentamente el ritmo del coito.