La obsesión de los hombres de enviar fotos de su pene

Las redes sociales han desatado un furor comunicacional que consiguió su mejor “caldo de cultivo” en la sexualidad y el sexo en todas sus vertientes. Instagram, especializada en imágenes y fotografías; o Snapchat, con los videos; se han posicionado rápidamente como las más usadas para estos fines exhibicionistas en lo que a mostrar “atributos” físicos y corporales se refiere. La avanzada tecnología de los dispositivos como teléfonos o tabletas lo facilita cada vez más, permitiendo el envío de estas fotografías o imágenes de una forma sencilla e inmediata.

asdrubal

Los hombres, en su mayoría, con su eterna obsesión – o compulsión- de mostrar y/o jactarse de su “dotación viril” han tomado como estandarte de comunicación con fines sexuales, enviar fotografías (a manera de estímulo infalible) de su pene, quizás como una forma de afianzar su autoestima en el aspecto, dimensiones o características de su miembro viril. Algunas mujeres disfrutan y agradecen esta especie de furor exhibicionista masculina…Pero otras no, definitivamente.

Una columnista de un blog de la red (firma el post como Regina) decidió expresarse y emitir su opinión al respecto. Sexlecciones lo comparte con ustedes a manera de información general y como una especie de “testimonio” que sin la certeza de que sea autentico o veraz, es una referencia valida de una mujer que plantea su punto de vista acerca de esta “obsesión”. Aclaramos, que aun cuando publicamos textualmente el artículo o misiva, nos tomamos la libertad de editar los párrafos, sin eliminar, ni cambiar absolutamente el texto. Este es:

Hombres, dejen de enviarme fotos de su pene

Lo falocéntrico pasó de moda y no me gusta coleccionar fotos de penes en mi celular, salvo que sean para vengarme de alguien que me cae mal.

“La primera vez que entré a un chat, y luego de haber pasado unos 10 minutos conectada, pensé en algo; o el mundo está lleno de pervertidos o los hombres están obsesionados con su pene. Yo era menor de edad y quizás no debí meterme a chats en los que, obviamente, habrían hombres mayores de edad buscando cosas que seguramente no pueden obtener en la realidad (porque también pueden ser ilegales)”.

“Dejando de lado toda la experiencia de El Chat, Latinchat y todas esas salas de conversación bastante rancias, tengo que decir que sigo manteniendo la idea de que los hombres están obsesionados con su pene. He recibido fotografías de hombres con los que he salido; jóvenes, no tan jóvenes, empresarios, ejecutivos, estudiantes. Da lo mismo lo que hagan, muchos de ellos quieren que sepas que tienen un pene y que está esperando por ti.”

“Amigo, ya te lo he visto, sé cómo es y para qué sirve, ¿por qué crees que me voy a sorprender con una fotografía de tu miembro erecto mientras estoy trabajando o almorzando con mis papás? Obvio, no quiero ver eso mientras almuerzo. Es raro y todavía no lo logro entender. Los hombres que tienen como hobby enviar fotos de su pene a las mujeres seguramente pensarán que nos vamos a excitar con eso.”

“No voy a generalizar, quizás hay mujeres que lo disfrutan, pero conozco a muchísimas que tampoco entienden la gracia de todo eso de las pene-selfies. Yo no me excito con una foto de pene y de hecho, me mata bastante las pasiones. Además, no sé qué esperan que les diga. “Uh, qué lindo es”, “Voy a pensar en él toda la noche”, “Qué grande”, “Qué chico”, etc., etc., etc.”

“La mayoría de las mujeres funcionamos de otra forma. Un hombre se puede excitar viendo un par de tetas o un culo, pero para la mujer, la cosa no es tan así. No me gusta coleccionar fotos de penes en mi celular, salvo que sean para vengarme de alguien que me cae mal y que encuentro que tiene un falo horrible.”

“Si puedo dar mi humilde recomendación, dejen de hacerlo, por favor. Si una mujer te envía una foto de sus partes íntimas, dale, envíale una tuya también. Si una mujer te pregunta cómo estás y cómo te ha ido, prefiere que le respondas con palabras y no con un pene erecto. Gracias. Y ojo, no tiene nada que ver con la apariencia. Si Channing Tatum me manda una foto de su pene, tampoco me va a gustar. En serio.”