El Dogging o Cancaneo: sexo publico

El Dogging (anglicismo) o cancaneo, como es llamado en España; es una práctica sexual que consiste en mantener relaciones sexuales consentidas, por parejas o grupales, con desconocidos y en lugares públicos o al aire libre. Los participantes son llamados doggers y puede haber observadores o “mirones” en la experiencia, quienes  incluso, pueden incorporarse a alguna de estas relaciones. Es de suponer que excitados por el hecho de mirar a las otras personas.

Picture 033

Reino Unido fue el país donde comenzó todo esto en los años 70 y la inusual práctica ha resurgido en estos días. El término “dogging” se refiere a la palabra inglesa dog = perro y hace alusión a la acción de sacar a pasear al perro y esto se vuelve excusa para mantener una relación sexual en parques o áreas verdes públicas, playas o áreas de descanso en autopistas, donde pueden ser observados. Otros aseguran que proviene de la posición perruna que asumen algunos al momento del coito público.

YouTube o Snapchat son algunas de las redes sociales donde pueden verse infinidad de videos de esta situación que se ha extendido por Europa, sobretodo en el país ibérico.

El Comisario” una serie española, cuyo tema era el asesinato de una chica mientras practicaba dogging, dio a conocer la practica a muchos, lo que aumento de forma alarmante los participantes que se animaron a practicarlo. Usualmente se citan por alguna red social en Internet o se da de manera casual. Existen varias páginas web que se dedican a facilitar estos encuentros o que te orientan en el sentido de “cómo y cuándo” participar en una zona geográfica determinada. E incluso te ubica sobre qué papel quieres en la experiencia, si activo o mirón.

Para evitar masificaciones, se van cambiando las locaciones, que son verificadas por los autores de estas páginas que se encargan de establecer si son idóneas y se prestan a este tipo de relaciones. El dogging de playa es muy usual en toda la península ibérica y en Madrid son muy concurridos espacios como el paseo del Prado, el Parque del retiro y el Templo de Debod. En Barcelona se han popularizado La carretera de los Aigues, Monjuic, los aledaños a la Sagrada Familia o algunos pisos de determinados almacenes.

Estas son algunas de las normas básicas sugeridas para su práctica segura:

  • Se debe usar siempre protecciónpara evitar cualquier tipo de contagio. Hay que recordar que el dogging es, básicamente, sexo entre desconocidos y por tanto toda precaución en ese sentido es poca.
  • Todas las personas que participen activamente en el cancaneo deben tener claro que se tienen que respetar los deseos y los límites de los otros participantes. Se trata de disfrutar todos y no de que algunos participantes salgan dañados en cualquier sentido.
  • Puesto que el cancaneo se realiza al aire libre, hay que tener en cuenta la normativa legal en cuanto a exhibicionismo y provocación sexual: se considerará delito si atenta contra la indemnidad de menores o incapaces y en este caso estaría penado con hasta 1 año de cárcel.
  • Siguiendo con lo mencionado en el caso anterior, también es importante considerar la normativa municipalque se aplica al nudismo en lugares públicos.
  • Es recomendable, para evitar problemas o situaciones no deseadas, no ofrecer ningún dato personal e identificativocomo teléfono o dirección, ni a través de la página web ni personalmente.
  • Al hilo de lo anterior, si necesitas comunicarte con otros doggers, una buena forma de identificación es una dirección de correo electrónico desvinculada de los datos personales.
  • Conviene cerciorarse una vez terminado el encuentro de dogging que nadie sigue tus pasoscon el fin de averiguar dónde vive.
  • Recomendable también para evitar sustos es no llevar a las citas de cancaneo objetos de valor o, si se llevan, tenerlos controlados para que la pasión del momento no desemboque en un final muy poco feliz.