¿Eres sexualmente confiad@?

Temor a desnudarse, miedo a no dar la talla en la cama, la autoestima la tienes baja, o no saber lo que uno quiere en la cama pueden ser algunas de las causas que nos hacen tener poca estima sexual. Esta confianza sexual ¿Es un don o una habilidad que podemos aprender? Pueden darse ambas. Debes encontrar en tu interior la seguridad que mereces y así mejoras tu placer y a la vez tu relación con el sexo.

1490217260_610931_1490217334_noticia_normal

La confianza en uno mismo es el cimiento de una buena relación, primero con nosotros mismos y luego con los demás. Y el sexo no iba a ser menos, máxime cuando las relaciones sexuales nos exponen y nos hacen sentir más vulnerables. Gran parte de nuestra auto confianza personal se traslada a nuestras relaciones sexuales, pues es una situación de evaluación y este grupo de situaciones son las que más ponen a prueba nuestra autoestima.

Esta auto confianza se gesta desde que somos niños a través de diferentes canales: de la imagen que los demás nos transmiten de nosotros mismos y de nuestra belleza o estética. También hay que tomar en cuenta si está o no adaptada a los cánones culturales de nuestro entorno, a las experiencias personales que tengamos en nuestras relaciones, a las exigencias que cada uno se auto imponga durante esas experiencias y a la perseverancia por aprenderla y adquirirla.

Para poder confiar en el otro hay que confiar primero en uno mismo. Porque cuando tenemos dudas, inseguridades y complejos, lo proyectamos en nuestra relación con los demás y el sexo no va a ser menos. Parea fortalecer la confianza propia, lo primero es que uno se sienta cómodo en su sexualidad y para eso necesita sentirse a gusto en su propia piel y esto es fundamental en el caso de las mujeres.

Existen estudios que demuestran que las mujeres que tienen una imagen negativa del propio cuerpo son más propensas a rechazar mantener relaciones sexuales, a no disfrutar de ellas y a mostrarse más tímidas durante el sexo. Además, debe conocer el propio cuerpo, como es, como funciona y como sacarle el máximo provecho como “objeto sexual”. Para ello hace falta una buena educación sexual: conocimientos, cultura sexual y practicar sexo a solas.

La gente cree que el sexo es algo natural, pero el sexo se aprende. Otro punto clave para potenciar la confianza propia es tener las ideas muy claras, o lo más claras posible, en torno al derecho a vivir felizmente la sexualidad.